Arte francés de la hospitalidad formal

Arte francés de la hospitalidad formal

Arte francés de la hospitalidad formal

Para que la cena de Navidad sea especial, y Ud cause la mejor impresión a sus anfitriones, el Director de su empresa o la persona que le quita el sueño, les ofrecemos una pequeña guía de buenos modales en la mesa “a la francesa”.
 
Antes de ingresar a la casa o restaurant, desactive su teléfono y actúe como si este artefacto no existiera. Es la primera y más elemental muestra que Ud. valora las personas con quienes va a compartir un momento especial.
 
En una casa privada, los comensales son invitados a sentarse en el asiento que les asigna la dueña de casa o la persona que hizo la invitación si es en un restaurant.
 
Se sirve primero a las mujeres, comenzando por la que se encuentra a la derecha del dueño de casa, luego la que está a su izquierda, según el orden de importancia o edad, terminando por la dueña de casa, y luego a los hombres. En caso de recibir a un jefe religioso, sacerdote, etc. debe ser sentado al lado derecho de la dueña de casa.
 
Las sopas o caldos se presentan ya servidos en plato hondo, sin llenarlos del todo.
 
Nadie toca su plato hasta que todos estén servidos o que la dueña de casa invite a hacerlo.
 
Las bandejas de servicio se presentan del lado izquierdo de cada invitado y se retiran del lado derecho
 
Mesa Francesa - UFE Perou
 
Los cubiertos se colocan según el orden de presentación de los platos: cuchillos y cucharas a la derecha del plato, tenedores a la izquierda. Los cubiertos se usan de afuera hacia adentro es decir que los mas alejados del plato son los que se usaran con la entrada y sucesivamente.
 
Los cubiertos colocados de forma horizontal entre el plato y las copas son los que se usan para los quesos y los postres.
 
Al poner la mesa, el lado cortante de los cuchillos debe ir hacia adentro. Las copas se colocan de izquierda a derecha, la mayor para el agua, la mediana y más pequeña para los vinos tinto y blanco . El platito para el pan se coloca a la izquierda encima de los tenedores a la misma altura que las copas. La servilleta se encuentra doblada encima del plato. Al sentarse en la mesa, debe colocarse sin desdoblarla sobre las piernas y reponerla del lado derecho del plato al levantarse de la mesa.
 
Los invitados deben mantener los antebrazos y manos a la vista, encima de la mesa, sin apoyar los codos y el cuerpo y la cabeza rectos. A diferencia de los orientales, no se debe inclinar la cabeza ni acercarla a los platos. Se acerca el tenedor a la boca y nunca lo contrario.
 
No hace falta servirse grandes porciones pues los platos de fondo se presentan dos veces. En el restaurant cada plato llega servido y el Maitre le explica su contenido e ingredientes.
 
No se corta la ensalada con el cuchillo, si hace falta, se puede fraccionar con el tenedor.
 
No se lleva jamás el cuchillo a la boca. No se usan jamás los dedos para coger la comida, salvo el pan que debe partirse con la mano y algunos frutos como cerezas y uvas o mariscos como las ostras o las conchitas: pero nunca los camarones. No se cortan los espárragos con el cuchillo. En una cena de tipo familiar, se pueden comer con la mano.
 
La “pasta” (tallarines, spaguettis etc.) no se sirve habitualmente en una cena formal. En todos los casos, no se corta jamás con el cuchillo y se deben envolver alrededor del tenedor, para lo cual puede ayudarse de la cuchara sopera si la han puesto entre los cubiertos.
 
Mesa Francesa - UFE Perou
 
Se debe evitar todo tipo de ruido, especialmente al comer cosas crujientes o al tomar líquidos como sopa. No se habla jamás con la boca llena.
 
En casa, No se hacen preguntas ni se dirige la palabra a las personas que atienden la mesa.
 
En el restaurant, se dirige al Maitre y al Sommelier para hacer el pedido y para especificar algo (carne ”término medio” por ejemplo, o preguntar si un plato lleva algo que podría producir alergia)
 
En una cena formal, uno se dirige al invitado que se encuentra a la derecha para conversar durante el primer plato, luego a la persona que está a la izquierda durante el plato de fondo.
 
Al terminar un plato, no se usa el pan para recoger lo que queda de salsa, por más rica que sea. Los cubiertos usados (tenedor, cuchillo o cuchara) deben colocarse en forma paralela y vertical en el centro del plato, nunca cruzados ni sueltos.
 
No se hacen comentarios sobre la comida, salvo que la anfitriona haga alguna pregunta puntual. Al despedirse de los anfitriones se agradece la invitación y se puede hacer algún elogio sincero.
 
Cuando la cena ha terminado, todos se ponen de pie junto con la dueña de casa para pasar a otro ambiente a tomar el café y los licores.
 
Para agradecer la invitación, si es formal, se envían flores antes de la cena para que la dueña de casa no tenga que correr a buscar un florero. Si es una cena más informal, o romántica, se puede traer un ramo de flores o una botella de buen vino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *